Terapia de altas cervicales
auf deutschin englishEl sitio está en españolen français

Resultado palpatorio de la terapia de altas cervicales

Dos hombres. A la izquierda, antes del tratamiento (gris), el procesus atlantis lateralis (el dedo medio, abajo) se encuentra, comparado con la punta de la apófisis mastoides (dedo índice, arriba), colocado muy al frente. Después de la terapia (sepia), el procesus atlantis lateralis se mueve hacia atrás. En el lado derecho, el procesus atlantis lateralis se mueve hacia adelante. Esta simetría de la posición del atlas se produce de forma regular después de que el músculo digástrico izquierdo ha sido movido.

Antes de la terapia, las altas cervicales izquierdas (C1, C2) se encuentran delante medido desde la punta de la apófisis mastoides. La movilidad del atlas y del axis está muy reducida. Se nota una alta sensibilidad a presión que resulta dolorosa, cuando se revisa la posición de la apófisis lateral izquierda del axis.

Este estado se cambia por el atlas y axis oscilando entre las apófisis mastoides de manera flexible y simétrica que con respecto al estado anterior se ha ido hacia atras y ya no está del todo sensible a la presión. El axis toma su posición justo debajo de las puntas de las apófisis mastoideas; el atlas se encuentra justo detrás de las puntas mastoideas.

De izquierda a derecha: antes del tratamiento (gris), después del tratamiento (sepia), después de re-sintonía vibratoria (azul). De arriba a abajo: padre, madre, hijo adulto.

Después de un masajeo suave en los músculos de las altas cervicales y  los músculos de la cintura escapular superior, las altas cervicales (C1, C2) encuentran su emplazamiento ideal en acuerdo con la musculatura simétrica de las altas cervicales. 

La resintonización de los músculos produce el fenómeno de que el axis se balancea tal como  una lanzadera hacia cada lado. El acceso palpatorio al atlas también está facilitado debido a que el tono de los músculos de las altas cervicales, en particular los del lado derecho, se han aflojado. En diagnósticos ulteriores, la simetría se mantiene generalmente  que se detecta fácilmente por palpación. Hay un cambio cualitativo que desde ahora en adelante garantía condiciones fisiológicas óptimas acerca de la zona de transición del cuello a la cabeza. 

Dos niños de aproximadamente 8 años antes (gris) y después (sepia) de la terapia. En los niños, las conclusiones y los resultados del tratamiento son contundentes.

De un punto de vista palpatorio se trata de dos estados distintos: o bien el músculo digastrico posterior izquierdo ejerce presión sobre las altas cervicales o no. Entre medio, no hay estados de transición:

  • En el primer caso, uno palpa la forma de cuña del cuello, entonces los músculos escalenos (Musculus scalenus) se encuentran lateralmente y delante de las vértebras cervicales debido a la posición avanzada de la cabeza, los músculos de altas cervicales están duros, hundidos y el axis está tendiendo hacia el borde izquierdo de la mandíbula.
  • En el segundo caso uno encuentra al cuello redondeado, entonces los músculos escalenos rodean la columna cervical de manera equilibrada, los músculos de altas cervicales están salientes y mucho más suaves y la apófisis del axis se encuentra desplazable debajo de la punta de las apófisis mastoides.

En casos muy raros, la apófisis del axis izquierda se esconde detrás del borde izquierdo de la mandíbula. Esto fue, por ejemplo el caso en una mujer que padecía simultáneamente de migraña sin aura cada semana, cefalea de tensión crónica y de efectos de latigazo cervical a largo plazo. De un punto de vista diagnóstico, la cuestión se presenta si la apófisis transversa del axis se ​​encuentra cerca del borde de la mandíbula, o si ya está escondido tras él.

Uno no deberia buscar por la apófisis transversa del atlas izquierda; está en el espacio retro-mandibular que es muy sensible al dolor. Sin embargo, tiene sentido de querer palpar la apófisis transversa del atlas derecha que se encuentra más o menos parietal y medial de la punta de la apófisis mastoidea derecha.